Xoloitzcuintle: todo sobre la más antigua y sorprendente raza mexicana

Bienvenidos a nuestro artículo sobre el Xoloitzcuintle, también conocido como perro sin pelo mexicano, una raza que se remonta a miles de años atrás y tiene una rica historia en la cultura mexicana. Esta raza única y fascinante ha sobrevivido a siglos de adversidades, incluida su casi extinción durante la colonización europea. En este artículo, exploraremos la historia, el aspecto, los requisitos de cuidado, los rasgos de personalidad y los mitos que rodean a esta antigua raza, así que siéntate y descubre todo lo que necesitas saber sobre el Xoloitzcuintle.

Hoy en día, el Xoloitzcuintle se considera un tesoro arqueológico viviente y ha ganado popularidad entre los aficionados a los perros de todo el mundo.

Caraceristicas
  • Aspecto primitivo
  • Atractivo
  • Delgado
  • Elegante
  • Fuerte
Tamano
tamanos

Toy – Peque – Med. – Grande – Gigante

Peso
10 15kg
Actividad Fisica
Actividades 1

Baja – Media – Alta

Esperanza de vida
12 14a
Caracter
  • Alegre
  • Inteligente
  • Protector
  • Sociable
Clima recomendado
calor frio templado

Calor – Templado – Frío

Pelaje
  • Variedad con y sin pelo
  • Denso
  • Duro

Historia del Xoloitzcuintle

El Xoloitzcuintle, una raza antigua con más de 3.500 años de historia, tiene un interesante legado. Los arqueólogos especulan que estos perros evolucionaron a partir de los descendientes de los caninos que acompañaban a los inmigrantes asiáticos al Nuevo Mundo. Con el tiempo, se criaron selectivamente con razas locales y se convirtieron en el Xoloitzcuintle que conocemos hoy. En la cultura azteca, se creía que poseían poderes curativos y guiaban a las almas difuntas al más allá.

Desgraciadamente, durante la colonización española de México, la raza sufrió una extinción casi total. Los europeos los utilizaron como alimento y trataron de erradicar cualquier práctica cultural o religiosa relacionada con el Xoloitzcuintle. Afortunadamente, unos pocos criadores comprometidos mantuvieron viva la raza, que recuperó su popularidad a mediados del siglo XX. Hoy en día, el Xoloitzcuintle se considera un tesoro histórico y está estrechamente vinculado a la cultura mexicana.

Más recientemente, el Xoloitzcuintle ha dejado su huella en la historia moderna. A principios del siglo XX, se utilizaron en la exploración de la ciudad perdida de Teotihuacán, donde se creía que podían detectar túneles y cámaras subterráneas. Además, el Xoloitzcuintle ha sido admirado por personajes famosos como Frida Kahlo, Diego Rivera y otros artistas y escritores.

Xoloitzcuintle sentado

Aspecto del Xoloitzcuintle

El Xoloitzcuintle es una raza que destaca por su notable aspecto, intrigante para admirar y estudiar. Su piel lisa y sin pelo, exceptuando en algunos casos un poco en la cabeza y en la cola, puede poseer una gama de colores desde el negro al bronceado, y tener una textura que puede variar de suave a áspera. Tienen una cabeza alargada y estrecha, con el hocico ligeramente curvado y las orejas grandes y puntiagudas, lo que les confiere una expresión inquisitiva.

Además, se presentan en tres tamaños: toy, estándar y mediano. La variedad toy puede llegar a pesar hasta 4,5 kilos, mientras que la mediana y la estándar pueden pesar hasta 15 kilos. A pesar de su pequeño tamaño, el xoloitzcuintle, esta lleno de fuerza y vigor y es un perro fuerte y ágil. En definitiva, el aspecto majestuoso del xoloitzcuintle es un homenaje a su antigua herencia.

Cuidados necesarios

Cuidar a tu Xoloitzcuintle es esencial para su bienestar. Para empezar, proporcionarle una dieta nutritiva es clave. Estos canes son propensos a engordar, por lo que es importante vigilar sus raciones y evitar la sobrealimentación. Asegúrate de darles un pienso para perros de alta calidad que cubra sus necesidades dietéticas, y abstente de ofrecerles comida humana o restos de mesa como golosinas. Además, ten siempre a mano un cuenco con agua fresca.

La higiene también es esencial para mantener a tu Xoloitzcuintle en buenas condiciones. Al ser una raza sin pelo, requieren una atención especial en lo que se refiere a su piel. Báñalo regularmente con un champú suave para mantener la limpieza, e inspecciona su piel a menudo para detectar cualquier signo de malestar, inflamación o infección. No olvides revisar y limpiar también sus orejas para evitar cualquier acumulación de residuos.

Además de la dieta y la higiene, el ejercicio también es importante. Sácalo a pasear a diario y dale juguetes con los que pueda interactuar. Esto no sólo les proporcionará actividad física, sino que también mantendrá su mente estimulada. Recuerda que los Xolos son sensibles a las temperaturas extremas, así que evita ejercitarlos durante las horas más calurosas del día o con frío. Con la atención y los cuidados adecuados, tu Xoloitzcuintle podrá disfrutar de una vida larga y saludable.

Rasgos de personalidad

El Xoloitzcuintle, también conocido como Perro Mexicano, es famoso por su personalidad afectuosa y leal. Desde formar un estrecho vínculo con sus dueños hasta ser protectores de su familia, estos cachorros ofrecen mucho amor. Con la socialización adecuada, estos perros también pueden hacerse amigos de gente nueva. No sólo son leales y cariñosos, sino que también son inteligentes y adiestrables, por lo que son ideales para competiciones de obediencia y agilidad.

xoloitzcuintle de lado
Imagen de Anders Mejlvang

Además de su naturaleza cariñosa, el Xoloitzcuintle es conocido por su temperamento tranquilo y su baja energía. Siguen necesitando paseos diarios y tiempo de juego, pero menos que otras razas. Además, su piel sin pelo requiere un aseo mínimo, lo que los convierte en una mascota de bajo mantenimiento. En definitiva, el Xoloitzcuintle es un compañero ideal para quienes desean un cachorro devoto y de temperamento equilibrado.

Mitos y leyendas

Las coloridas historias que existen en torno al Xoloitzcuintle son tan cautivadoras como la propia raza. La mitología cuenta que la deidad Xólotl creó al can a partir de una astilla del hueso de la existencia y lo concedió a los humanos como bendición, confiando en que el animal guiaría las almas de sus dueños a través del traicionero inframundo. Los aztecas también tenían fe en las capacidades curativas del Xoloitzcuintle y lo utilizaban para tratar la fiebre y los problemas respiratorios, colocando al can sobre el pecho del individuo para aprovechar su calor. En ciertas regiones rústicas de México, se sigue considerando a esta raza como una criatura sagrada con poderes sobrenaturales.

Además, se creía que el Xoloitzcuintle era capaz de alejar a los malos espíritus y ahuyentar a los visitantes no deseados. Los aztecas tenían al perro como mascota para proteger sus viviendas y templos de cualquier daño. Se creía que, en caso de fallecimiento, el perro guiaría el alma de su amo al más allá. Además, esta raza se representaba a menudo en obras de arte y cerámica, y algunas representaciones mostraban al animal como compañero de los dioses. Estos relatos ponen de relieve el importante papel que desempeñó el Xoloitzcuintle en la cultura azteca y demuestran la importancia de la raza como representación de la herencia mexicana.

Conclusión

En conclusión, el Xoloitzcuintle es una raza canina fascinante y única, con una rica historia y un gran significado cultural en México. A pesar de haber estado a punto de extinguirse durante la colonización europea, la raza ha perseverado y ahora se reconoce como un tesoro arqueológico viviente. Con su pelaje sin pelo y sus diferentes tamaños y colores, los Xolos son compañeros leales y cariñosos. Tanto si eres un amante de los perros como un aficionado a la historia, el Xoloitzcuintle es sin duda una raza que merece la pena conocer y apreciar.

huellas perro

Deja un comentario

BioDiver Mundo te da la Bienvenida. Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, consientes el uso de estas tecnologías y el procesamientos de tus datos para estos propósitos.   
Privacidad